La verdad es que esta semana estoy cansada y un tanto enfadada. Después de visitar clientes, de escuchar algunas charlas en Futurizz y de leer mucho, me sigue sorprendiendo lo frívolos y superficiales que somos a veces respecto a determinados asuntos y lo poco que respetamos la inteligencia de los que nos escuchan.

Parece que como la TxD está de moda, primero, a todo le ponemos el apellido Digital para que venda más. Pero sobre todo y el motivo de mi pequeño enfado, es que tratemos de vender la TxD como algo que con algún pequeño cambio superficial… Zas!! ya está listo.

Después de hablar con varios amigos y sabios de lo digital, Jose Luis y Bernardo he decidido lanzarme a describir en modo “beta” lo que para mi son los mitos de la TxD. Y digo en modo beta, porque mi plan es ir enriqueciendo esta lista, con los mitos que vayamos descubriendo y que vayáis compartiendo conmigo. Aviso de navegantes, habrá infografía en unas semanas y capitulo en mi próximo libro, por si alguien prefiere reservarse la propiedad intelectual que no comparta

MITO 1La transformación digital no va de llenar las empresas  de Millenials. Con todos mis respetos a los millenials.  Como dice mi admirado y buen amigo Luis Villa, “Tanto millennial y tanta bobada… dadles un trabajo, una hipoteca e hijos y vereis como se les pasa la tontería”. Pues eso. Toda la vida, toda, las nuevas generaciones han ido teniendo costumbres y maneras de vivir diferentes y dentro de su ciclo vital se han incorporado al mundo laboral…¿Qué diferencia hay entre eso y lo que está sucediendo hoy? Cuando yo empecé a trabajar había directivos que casi no sabían usar un ordenador, que vivían y trabajaban de forma diferente…¿Qué diferencia hay entre esto y aquello?

Dicen que los millenials no ven la TV en la TV… Yo tampoco y tengo 43 años. Que cuando ven la TV en el Ipad están chateando, yo también y tengo 43 años. Que ven la televisión hasta en el coche. Llevo a mi hijo en el coche, eso no, pero soy adicta a Yomvi y a House of Cards así que en cuanto conduzca un coche autónomo lo haré. Dicen que consultan el móvil… millones de veces por día ,-) yo también, desde hace años.. Está claro que yo debo ser millenial y no me había dado cuenta hasta ahora…

Idealizar una edad, por el hecho de tener dicha edad, no solo es un error, sino que en mi modesta opinión es un peligro que nos pasará factura.  Es importante incorporar talento nuevo, joven pero sobre todo “talento” porque nadie por tener entre 19 y 30 años es un crack solo por el hecho vital de haber nacido entre unos años determinados. Ignorantes y mediocres los hay de todas las edades y cuanto más endiosemos a estos jóvenes más ignorantes acabarán siendo.

Así que… mezclemos e incorporemos chicos listos de todas las edades que nos ayuden a ver las cosas desde su óptica mientras mantenemos esa experiencia y esa visión, de aquellos que ya peinamos canas y de aquellos que estaban aquí incluso antes de que llegáramos nosotros. Que por cierto, sin ellos, no habría empresas ni Transformación Digital!! Gracias a los que tienen más de 43, gracias a vosotros estamos aquí…

Y por cierto, como ya sabéis Digital es una actitud así que en lugar de hablar de Millenials voto por hablar de ACTITUD MILLENIAL ¿Qué os parece? Me pido primera !!

MITO 2. La TxD es una cuestión de tecnología. Error. La Transformación Digital es todo un proceso de cambio que las empresas deben poner en marcha como consecuencia del cambio en el cliente y en el entorno competitivo, provocado efectivamente por la tecnología y la velocidad!!

Pero supone mucho más que dotarse de tecnología. Supone sobre todo un cambio estratégico y cultural para diseñar los cambios en procesos y en los P&S de las organizaciones. Sin estrategia, todo será superficial y pasajero y necesitamos cambios profundos y estructurales.

Centrarse en la tecnología es, si me permitís, un error estratégico. Aunque la tecnología es vital, no puede ser un fin sino un medio que responda a unos objetivos de negocio, de procesos y de cliente claros y bien definidos.

MITO 3. Tengo una web y un perfil en Facebook, Twitter e Instangram. Yupi ya soy Digital !! No. No podemos confundir, canales o comunicación (parcialmente además) con transformación digital. El proceso de TxD es algo complejo y trasversal y afecta igualmente al area de distribución, a los canales y a todas las áreas de comunicación. No minimicemos y no nos quedemos en la superficie del cambio.

Como en la tecnología ninguna empresa cambia por tener un perfil en Facebook y quien lo crea así respeta poco la inteligencia, intuición y poder de nuestros clientes cada vez más sabios y poderosos.

MITO 4. Corbatas y despachos. Es verdad. El mundo está cambiando, lleva mucho tiempo cambiando y como consecuencia de ello, también ha ido cambiando nuestra forma de vestir. Ya no necesariamente debemos ir a nuestros trabajos con traje de falta y chaqueta. Los códigos estéticos van mutando con el paso del tiempo. Pero de verdad creemos que por ir vestidos de playa, a veces casi de manera inapropiada somos más digitales?? Honestamente, eso es considerar a las personas demasiado simples. Cada uno debe vestir como se sienta cómodo y yo no me siento menos digital por no llevar vaqueros ni gafas de pasta. Creo que hay usos no escritos que tienen mucho que ver con el respeto al prójimo, clientes, proveedores o compañeros y nada tienen que ver con lo digitales que somos o dejamos de ser.

Tampoco somos más transparentes por dejar espacios mas abiertos y poner mesas de pingpong en las oficinas. Hay trabajos que requieren reflexión, paz, espacio, tranquilidad… ¿Estamos despachando en lugar de trabajando en nuestras oficinas? ¿Somos más eficientes o simplemente pensamos peor? ¿Somos más superficiales y no encontramos espacio mental para pensar cuando ni siquiera tenemos intimidad ni un espacio físico para la reflexión profunda? En Google un porcentaje alto de los trabajadores desarrollan Software, hacemos lo mismo los empleados de oficinas centrales de banca o de muchos otros sectores que se están sumando a esta moda?? Antes de ello, creo que merece la pena pensar en la función del espacio de trabajo y en las necesidades de los trabajadores.

Alguien contaba que un Director general de un gran banco, ahora estaba en una pradera y todos los que pasaban a su lado se veían obligados a saludarle… Imagino que este pobre hombre se habrá tenido que esconder en algún baño para poder trabajar cinco minutos seguidos sin que nadie le moleste.. con educación por supuesto…y con toda su buena intención… Honestamente, creo que copiamos lo fácil e innecesario y no llegamos al fondo de lo verdaderamente importante.

MITO 5. On vs Off. Hace casi un año, asistí a unas jornadas de MKG Digital y siempre me suele gustar llegar un poquito antes para escuchar a los ponentes anteriores, aprender y ligar mi discurso con los previos. Me sorprendió muchísimo que dos de las personas que dieron sus charlas antes que yo, se referían a los “offliners” como a la escoria social. Hablaban de un MKG bueno, el online y otro anticuado el off line y a medida que hilaban su discurso éste se polarizaba cada vez más.

Unos meses, después, acudí como invitada a la presentación de un evento de la agencia Neolabels, en ella, Hugo Albornoz Ceo de Neo, anunció que empezaban a publicar un fanzine, publicación periódica y de tirada reducida, orientada a un target muy especial y en su discurso dijo algo que me encantó. Cada medio tiene su público, cada público su medio y en cada momento para cada fin, debemos utilizar el medio más adecuado sea On o sea Off. Para cada momento y target hay un medio… sí señor.

 

No tendamos a pensar que debemos cerrar todas las tiendas, sucursales y alejarnos de la piel de los clientes. Automatizar está bien, vender online también, pero los seres humanos siguen necesitando cosas muy básicas que quizás no se puedan reemplazar con una voz artificial o un portal online.

 

Es importante la presencia online, más bien, es imprescindible pero no podemos ser talibanes digitales. ¿Por qué sino un nativo digital como Amazon iba a decidir lanzar tiendas físicas? Porque piensan en el cliente y el cliente para tener un experiencia completa necesita tocar los libros, olerlos y ojearlos… Ellos abren y otros consideran sus espacios físicos pasivos en lugar de activos, no seamos impulsivos y analicemos la foto completa y a medio plazo a la hora de tomas decisiones que no son una moda… sino en ocasiones, decisiones irreversibles.

 

Lo digital implica físico y digital “en su justa medida” como decía Hugo, y esta justa medida es el balance complejo que los ejecutivos de una compañía deberán decidir y donde estará probablemente el secreto de su super vivencia y de su éxito.

 

Soy consciente de que este post puede resultar incómodo, pero también creo que alguien debe decir al emperador que está desnudo. Me gustan las citas, pero esta vez, dejadme que incluya una transcripción resumida del maravilloso relato “El traje nuevo del emperador” para que reflexionemos y no nos pase como a él, que esté desnudo y nadie, salvo un niño se atreva a decírselo. Ay… ¡¡ Qué sabios y sinceros los niños!!

 

Aquí os adjunto un link al maravilloso relato completo de Hans Christian Andersen

 

Hace muchos años vivía un rey que era comedido en todo excepto en una cosa: se preocupaba mucho por su vestuario. Un día oyó a Guido y Luigi Farabutto decir que podían fabricar la tela más suave y delicada que pudiera imaginar. Esta prenda, añadieron, tenía la especial capacidad de ser invisible para cualquier estúpido o incapaz para su cargo. Por supuesto, no había prenda alguna sino que los pícaros hacían lucir que trabajaban en la ropa, pero estos se quedaban con los ricos materiales que solicitaban para tal fin.

Sintiéndose algo nervioso acerca de si él mismo sería capaz de ver la prenda o no, el emperador envió primero a dos de sus hombres de confianza a verlo. Evidentemente, ninguno de los dos admitieron que eran incapaces de ver la prenda y comenzaron a alabar a la misma. Toda la ciudad había oído hablar del fabuloso traje y estaba deseando comprobar cuán estúpido era su vecino.

Los estafadores hicieron como que le ayudaban a ponerse la inexistente prenda y el emperador salió con ella en un desfile sin admitir que era demasiado inepto o estúpido como para poder verla.

Toda la gente del pueblo alabó enfáticamente el traje temerosos de que sus vecinos se dieran cuenta de que no podían verlo, hasta que un niño dijo:”¡Pero si va desnudo!”

La gente empezó a cuchichear la frase hasta que toda la multitud gritó que el emperador iba desnudo. El emperador lo oyó y supo que tenían razón, pero levantó la cabeza y terminó el desfile.